miércoles, 13 de marzo de 2013

PARA QUE SU HISTORIA NO SE PIERDA...

Esta mañana la he pasado en casa de mi vecino de atrás en Jacarilla, Cándido, un anciano de 94 años. Hace unos meses mi madre me contó los pocos apuntes que sabia de lo que ha sido una vida difícil como la de tantos republicanos. Durante estos últimos meses la idea ha quedado dando patadas en mi cabeza y, aprovechando mi visita a Jacarilla, y acompañado de mi madre, he visitado a este hombre, quien con ayuda de su hijo (también llamado Cándido) ha ido contándome con cuentagotas los recuerdos borrosos que iban y venían.
Un republicano que siendo muy joven luchó en la batalla del Ebro, quien estuvo en varios campos de concentración en Francia, y se recorrió el panorama español, de cárcel en cárcel. Alguien que asegura haber compartido cárcel con un ya muy enfermo Miguel Hernández.

Ha sido triste, ya que no he conseguido sacarle más que una o dos fechas, ni edades, y todo se le mezclaba... Esto, no obstante ha sido el comienzo de un camino que imagino que será largo, pues con tan poca precisión en los datos será muy costoso corroborar las anécdotas o situarlas en un contexto claro,... Al menos reunir lo suficiente para poder dar forma aun cómic (o al menos a un proyecto) y buscar editorial que quiera sacar a la luz este testigo que yo he intentado recoger para que no se pierda en el olvido, como tantos otros casos de esta oscura historia de España.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada